Sistema Modular de Preescolares

La así llamada ‘arquitectura social’ nos ha habituado a ejemplos en que la calidad del diseño no está al mismo nivel que las intenciones del proyecto. Este caso es una excepción a esa regla: ante el encargo estatal de construir un sistema de establecimientos preescolares para llegar a los ciudadanos más pequeños de un país, el proyecto parte del módulo más pequeño para transformarlo en un sistema combinatorio y repetible, permitiendo así que la intervención alcance una escala nacional.